Esto dice la forma de tus glúteos sobre tu salud. ¡Presta atención!

Muy pocos conocemos las señales que podría estar enviando nuestro cuerpo. De hecho, probablemente no muchos sepamos que la forma de nuestro trasero podría decirnos mucho acerca de nuestro estado de salud. A continuación puedes ver las distintas formas de traseros y lo que podrían decirnos con respecto al estado de nuestro cuerpo.

Recuerda que esto no es un diagnóstico acertado y que ninguna de las 4 formas está bien ni mal, pero si crees que algo no anda bien, te recomendamos visitar al médico.

datossocial

1. “V”

Por lo general, esta forma es señal de que los niveles de estrógenos están bajos. En caso de que fuese así, es recomendable consumir una dieta balanceada, la cual incluya muchas frutas. Además, sería genial dejar sustancias nocivas como el alcohol, la cafeína y el cigarrillo. Esto con el fin de recuperar los niveles normales y llevar una vida más saludable.

2. Cuadrado

Por lo general, los traseros cuadrados son más normales en los hombres. Sin embargo, en el cuerpo de una mujer, en algunos casos puede significar que faltan nutrientes en el organismo. Si últimamente no te has sentido bien y además notas que tu trasero está cuadrado, lo mejor sería que controles la cantidad de nutrientes que estás consumiendo y que te fijes que no estés sufriendo de carencias nutricionales, como anemia.

3. Círculo

Por lo general unas nalgas redondas significan que todo anda bien y que la persona goza de buena salud, ya que indica que la grasa está bien distribuida en todo el cuerpo y que las posibilidades de padecer de colesterol y obesidad, son menores. Por supuesto que esto no significa que debes dejar de cuidarte y alimentarte bien.

4. Corazón

También son conocidas como forma de pera o corazón invertido. Esta forma señala que la grasa tiende a acumularse en la parte baja o al nivel de las caderas. Esto suele indicar que el colesterol podría estar alto.

Recuerda que debes evitar tomar cualquier tipo de decisión basándote en la forma de tu trasero. Lo más recomendable siempre será visitar al médico y realizarte los análisis necesarios para tomar las acciones correspondientes.

Fuente: labioguia