La respuesta de un unos niños a un grupo de vecinos en lo mejor que verás hoy

Definitivamente los niños siempre tendrán la capacidad de sorprendernos de alguna manera. Para nadie es un secreto que existen personas que resultan ser incómodas y poco tolerantes, en especial cuando se trata de animales. En este caso, se trata de los inquilinos de un edificio, quienes se dieron cuenta de que un gatito visitaba el lugar y que algunos vecinos le estaban dando comida, así que decidieron colocar un cartel con el fin de solicitarles al resto de inquilinos que dejaran de hacerlo, para que el animalito se fuera.

Además, les comunicaron que ya habían avisado a las autoridades correspondientes para el animal fuese retirado del garaje del edificio. Sin embargo, las personas que escribieron el cartel, no contaban con que los responsables de alimentar al gatito se darían a conocer valientemente por medio del mismo cartel…

“Somos nosotros Joel y Ainara.

No vamos a dejar que se muera de hambre.

Llamen para que lo vengan a recoger.

Mientras siga aquí le vamos a seguir dándole comida

Joel y Ainara”

A pesar de que aún se desconoce el desenlace de la historia, nos gustaría pensar que los vecinos molestos decidieron dejar en paz al gatito, debido al valiente accionar de este par de niños, quienes mostraron más educación y respeto a la vida animal, que los adultos que decidieron escribir el cartel. Definitivamente, los niños siempre tendrán una valiosa lección que enseñarnos con su inocencia.

¿Qué te parece?

Adaptación: elclubdelospoetasmuertos.net